Page Banner

United States Department of Agriculture

Agricultural Research Service

Investigadores explotan los secretos del genoma de un patógeno del ganado vacuno / 8 de febrero 2007 / Noticias del Servicio de Investigación Agrícola, USDA

Ganado vacuno. Enlace a la información en inglés sobre la foto
Mapas genéticos podrían conducir a vacunas más fiables para proteger el ganado vacuno contra la enfermedad anaplasmosis.


Lea más

Investigadores explotan los secretos del genoma de un patógeno del ganado vacuno

Por Jan Suszkiw
8 de febrero 2007

Con "mapas" genómicos en mano, los científicos del Servicio de Investigación Agrícola (ARS) están planeando nuevas maneras para proteger el ganado vacuno contra un ataque celular por Anaplasmosis marginale.

A. marginale es una bacteria, transmitida principalmente por garrapatas, que invade y destruye los glóbulos rojos del ganado vacuno y de otros huéspedes rumiantes. Infecciones severas causan anemia, pérdida de peso y muerte. De 50.000 a 100.000 vacas estadounidenses sucumben a esta aflicción anualmente. Aquellos que sobreviven la enfermedad — conocida como anaplasmosis — son portadores durante toda la vida y pueden poner en peligro otros miembros de la manada e impedir el comercio estadounidense del ganado vacuno.

Aunque antibióticos pueden matar a A. marginale, una estrategia alternativa estudiada por mucho tiempo ha sido desarrollar una vacuna que impide la capacidad de la bacteria de infectar el ganado vacuno en primer lugar. Sin embargo, la vacunación ha tenido problemas de seguridad y un funcionamiento poco fiable. La razón principal es la capacidad de A. marginale de cambiar la configuración de sus proteínas superficiales y evadir detección por los sistemas inmunológicos del animal, según Lowell S. Kappmeyer, un genetista en la Unidad de Investigación de Enfermedades de Animales (ADRU por sus siglas en inglés), mantenida por ARS en Pullman, Washington.

Gracias a Kappmeyer y sus colegas, ahora hay éxito en determinar la secuencia del ácido nucleico del genoma de la cepa St. Maries de la bacteria, la cual es transmitida por garrapatas. Además de Kappmeyer, los otros "decodificadores" incluyen el líder de investigación de ADRU Don Knowles, otros científicos en la unidad, y un grupo dirigido por Guy Palmer en la Universidad Estatal de Washington en Pullman.

El descubrimiento, reportado por primera vez en enero de 2005, ha permitido a los investigadores a identificar 70 por ciento de los genes de A. marginale, incluyendo aquellos que codifican dos superfamilias de proteínas. Muchas proteínas de las superfamilias residen en la superficie exterior de la bacteria, donde el sistema inmunológico del huésped las busca para poder preparar una reacción defensiva.

Según Lowell, el descubrimiento plantea la posibilidad de crear nuevas vacunas que ayudarán al sistema inmunológico del ganado vacuno a mejor identificar los trucos de la bacteria en cambiar sus proteínas, y combatir estas proteínas con antibióticos que movilizan células que las consumen.

Lea más sobre la investigación en la revista 'Agricultural Research' de febrero de 2007.

ARS es la agencia principal de investigaciones científicas del Departamento de Agricultura de EE.UU.

Última Modificación: 2/8/2007
Footer Content Back to Top of Page